UK perdería hasta 8 millones de puestos de trabajo por la IA: «Si no actúan pronto, puede que sea demasiado tarde»​

Un nuevo informe plantea serias preocupaciones sobre la posible pérdida masiva de empleos en Reino Unido debido a la adopción de la IA en el país. Según este análisis del Instituto de Investigación de Políticas Públicas (IPPR), UK se encuentra en un momento crítico en su implementación de IA Generativa, lo que podría resultar en la eliminación de hasta ocho millones de puestos de trabajo, en el peor de los casos.

El IPPR destaca dos fases clave en la adopción de la IA Generativa: una primera etapa (ya en curso) y una segunda fase en la que se integrará más profundamente todo lo que tiene que ver con la tecnología directa para la IA en los procesos empresariales. Esta segunda fase podría hacer que hasta el 59% de las tareas realizadas por los trabajadores sean vulnerables a la automatización de la IA si no se toman medidas adecuadas.

¿Estamos ante una mayor productividad del país y una debacle del ser humano en el trabajo?​

Es una gran pregunta que puede no ser excluyente entre ambos conceptos, y eso es lo que precisamente preocupa en UK en estos momentos tras conocerse el estudio. Y es que los empleos más en riesgo durante la primera fase incluyen roles administrativos, de nivel inicial y a tiempo parcial, como secretaría, servicios al cliente y administrativos.

Según el informe, las mujeres y los jóvenes serían los más afectados debido a su mayor probabilidad de desempeñar estos roles. Además, aquellos con salarios más bajos también están en riesgo de ser reemplazados por la IA. Hasta aquí nada que no hubiésemos sospechado pero...

El peor escenario está proyectado para la segunda fase de la IA y sería nada menos que la pérdida de 7,9 millones de empleos, además, sin un aumento correspondiente en el PIB. Sin embargo, el informe sugiere que una estrategia industrial centrada en el empleo podría mitigar estos efectos negativos y generar beneficios económicos significativos.

"Si no actúan pronto, puede que sea demasiado tarde".

Y claro, la pregunta más obvia es, ¿cómo podrán hacer eso?

UK y los puestos de trabajo con la IA: o el mercado laboral se rompe, o sale potenciado, no hay término medio​

El informe del IPPR recomienda una estrategia industrial algo controvertida: incluir incentivos fiscales y subsidios para la capacitación en IA, así como un cambio regulatorio para garantizar la responsabilidad humana en áreas clave como la asistencia sanitaria.

Aunque el gobierno, al estar fuera UK de la UE, aún no ha propuesto legislación específica sobre IA (siguen debatiendo, curiosamente, como EE.UU.) ha anunciado planes de inversión en nuevos centros de investigación de IA. Estos planes forman parte de una respuesta más amplia a la consulta sobre regulación de IA, que incluye un gasto de más de 100 millones de libras en diversas iniciativas.

Un portavoz del Departamento de Ciencia, Innovación y Tecnología destaca la especulatividad del informe del IPPR y señala otros informes que predicen la creación de empleos y un mayor crecimiento económico gracias a la IA.

“Pero la tecnología no es el destino y un apocalipsis del empleo no es inevitable: el gobierno, los empleadores y los sindicatos tienen ahora la oportunidad de tomar decisiones de diseño cruciales que garanticen que gestionamos bien esta nueva tecnología".

El gobierno también está invirtiendo en iniciativas de habilidades y talento para preparar a los trabajadores de cara a los empleos del futuro y está colaborando con organizaciones para desarrollar guías sobre habilidades básicas de IA. Pero, ¿será esto suficiente?

 

Cantantes como Katy Perry o Nicki Minaj publican una carta pidiendo no ser reemplazos por una IA​

La Inteligencia Artificial (IA) sigue expandiéndose en la industria de la música, y cuando el sustento de músicos famosos ha comenzado a tambalearse, no han dudado en lanzar una carta abierta en contra de su uso. Fue la semana pasada cuando una nueva IA relacionada con la música se viralizó, Suno. Si bien se lanzó hace prácticamente un año, esta IA ha ido mejorado notablemente. Como resumen, permite que cualquier persona sea capaz de crear canciones de 2 minutos de duración de forma rápida y sencilla (en sus inicios eran 47 segundos).

La IA se encarga de todo tras darle unos promts. Estos crea la letra, y luego tu puedes incluso escoger entre los géneros musicales o el tipo de voz que la cantará. Entre las últimas actualizaciones, está poder escribir tu mismo la lírica de la canción. Ahora claro, con una IA que ya empieza a funcionar bastante bien, la industria de la música, al igual que la de los actores, temen que comience un reemplazo. La IA supone un gran ahorro a la hora de reemplazar actores y cantantes.

Por ahora, la industria de la música no busca legislar la IA​

A medida de que la IA ha ganado popularidad y ha comenzado a expandirse en la industria de la música, estrellas como Katy Perry, Nicki Minaj o Billie Eilish se han unido para abordar este problema de forma colectiva. Estas se pronunciaron mediante una carta a desarrolladores, empresas, servicios y otras entidades. Según ellos, en una industria plagada de autotune (una "IA" primitiva), temen una era donde la IA reemplace el talento y las habilidades en bruto que poseen los humanos.

"Hacemos un llamamiento a todos los desarrolladores de IA, empresas tecnológicas, plataformas y servicios de música digital para que se comprometan a no desarrollar ni desplegar tecnología, contenidos o herramientas de generación de música por IA que socaven o sustituyan el arte humano de los compositores y artistas o nos nieguen una compensación justa por nuestro trabajo."

Por otro lado, el grupo comercial que representa a los artista, The Artist Rights Alliance (ARA), mencionó que no buscan ningún tipo de legislación, sino que piden específicamente a las empresas tecnológicas y a los desarrolladores de IA que pongan fin al "uso depredador de la IA para robar las voces y las imágenes de los artistas profesionales, violar los derechos de los creadores y destruir el ecosistema musical".

"Estamos pidiendo a nuestros socios tecnológicos y digitales que trabajen con nosotros para hacer de este un mercado responsable y mantener la calidad del sonido de la música, y no reemplazar a los artistas humanos"

Los cantantes únicamente temen que la IA les haga ganar menos dinero​

Si pensamos que una IA puede ser entrenada para replicar las voces de artistas famosos, esto daría lugar a una reducción del caché de estos. Con sus voces perfectamente replicadas, a la hora de la verdad la "utilidad" de un cantante será la fama de una persona detrás de una voz. La carta menciona que si la IA se utiliza de forma responsable, puede beneficiar a la creatividad humana. Ahora bien, les preocupa que los desarrolladores y empresas están aprovechando esta tecnología para "sabotear la creatividad y socavar a los artistas, compositores, músicos y titulares de derechos".

Tanto si las empresas que entrenan modelos de IA para replicar voces se toman en serio esta carta como si no, hay una realidad sobre su futuro que los artistas no pueden ignorar. Y cuando se encuentren entre la espada y la pared, es lógico que será cuando sí busquen una legislación que defienda sus intereses. Al final la IA ha surgido de la nada y en muy poco tiempo se ha vuelto un serio peligro para muchos sectores de la industria.

 

Texas comienza el cambio: sustituye a miles de examinadores humanos por IA, ahorrándose 20 millones de dólares​

Con la llegada de la inteligencia artificial, los trabajos que antes hacían los seres humanos empiezan a cambiar para aceptar un nuevo encargado de automatizarlos. Con la IA es posible realizar ciertas tareas sin tener un ser humano contratado, algo que, sin duda, ha llamado la atención de los directivos de las compañías que quieren reemplazar humanos por IA. De hecho, en el estado de Texas en EE.UU., ya han comenzado, sustituyendo a miles de examinadores humanos por una IA para ahorrar dinero.

La inteligencia artificial ha pasado a ser considerada como uno de los avances más importantes de la humanidad. Parece ser que ChatGPT y el resto de modelos de IA que han ido apareciendo han abierto los ojos a la sociedad, la cual ha visto la utilidad que aportan. En 2023 empezamos a ver como algunas compañías empezaban a probar con la IA hasta el punto de verla como una alternativa a los humanos. Aquí es cuando empezamos a ver noticias de empresas que probaron a reemplazar sus trabajadores por una IA y obtuvieron buenos resultados.

Texas empieza a sustituir a los examinadores humanos por una IA para evaluar los exámenes​

Hubo directivos de empresas que hasta dijeron que la IA era más productiva y tenía resultados similares a las personas. Esto les permitía seguir haciendo su trabajo sin tener que contratar, por lo que les ahorraba cantidades ingentes de dinero. Ahora ha pasado esto pero a una escala mayor, pues Texas ha tomado la decisión de sustituir sus examinadores por una IA. Esta decisión ha sido tomada por parte del Estado con el objetivo de ahorrar hasta 20 millones de dólares al año.

A pesar de que hay miles de examinadores humanos que serán reemplazados, esto no significa dependa enteramente de la inteligencia artificial. La Agencia de Educación de Texas (TEA) contrató a 6.000 examinadores temporales durante el año pasado, mientras que con el uso de la IA, han reducido los números a menos de 2.000 para este año.

La IA se encargará de calificar la parte escrita del examen STAAR de Texas​

La sustitución de examinadores por una IA permitirá acelerar el proceso de corrección de exámenes. Los estudiantes de Texas serán los primeros en realizar los exámenes obligatorios del estado mediante una plataforma basada en IA. La inteligencia artificial se encargará de corregir la parte escrita del examen STAAR, el cual mide el nivel de lectura, escritura, ciencias y estudios sociales, empleando para ello un "motor de calificación automatizado".

Así pues, el que se encargará de corregir y poner las notas será una IA automática, evitando en la medida de lo posible cometer errores. Además de ahorrar una gran cantidad de dinero, también les permitirá conseguir resultados en un tiempo mucho más corto. Esto es debido a que el examen se rediseñó en 2023 añadiendo 7 veces más preguntas abiertas, provocando que la calificación tarde más y requiera más personal. José Ríos, director de evaluación de estudiante de TEA, dijo que quería mantener la mayor cantidad de preguntas abiertas, pero sin tener que tardar tanto tiempo y de ahí la solución apareció con la IA automatizada.

Con este cambio, una cuarta parte de las respuestas serán reevaluadas por humanos, para así ver si hay errores. Por otro lado, también se corregirán a mano las respuestas que se hayan realizado en otros idiomas que no sean el inglés. Por ahora, la IA estará limitada y dependerá de los humanos, pero puede que en un futuro si sean reemplazados en su totalidad.